Hoy te voy a dar siete claves muy simples pero eficaces, a la hora de crear una tienda online. Cada vez son más los españoles que deciden hacer sus compras por Internet. Aparte de la comodidad que supone adquirir un producto a golpe de clic. el precio, es también un factor clave para esta decisión. Existe una alta competencia en Internet por lo que es de mandato obligatorio para las marcas, rebajar el precio para poder así tener la opción de que les compren a ellos y no a la competencia. Es por esta razón por la que un mismo producto está más caro en la tienda física que en la tienda online.

¿Cómo incrementamos las ventas de comercio electrónico de nuestra tienda online?

1. Web de fácil navegación y accesibilidad. Es muy importante, cuando creamos una tienda online que los artículos estén perfectamente conectados prestando atención al mapa de sitio. Tener disponible la opción autocompletar, la búsqueda filtrada de productos y clasificar correctamente las categorías con un menú desplegable de fácil entendimiento. De esta forma, si el cliente busca un producto en concreto, lo encontrará sin mayor esfuerzo y sin el riesgo a creer que no lo tenemos y perder así una venta. La terminología y el uso de palabras claves, determinarán un mejor o peor posicionamiento de nuestra tienda online.

2. Incluir un buscador. Son muchos los compradores que van a tiro hecho e introducen el nombre del producto en la barra de búsqueda. Es importante entonces, disponer de una que muestre coincidencias exactas, así como otros productos relacionados que le puedan interesar. Esta técnica se usa mucho por ejemplo en moda. Alguien que busca un vestido determinado se aprovecha para mostrarle también unos zapatos a juego. La venta cruzada de toda la vida, pero esta vez en Internet. Ajustando al máximo un buscador interno, se pueden aumentar las ventas ya que ayudamos a los compradores a encontrar lo que buscan de una forma rápida y eficaz.

3. La compra inpulsiva es un factor a tener en cuenta en comercio electrónico. No solo se puede producir en las tiendas físicas cuando por ejemplo esperamos en la cola del super y cogemos algo del “punto caliente” próximo a la caja registradora. Cuando navegamos en una tienda online, también podemos caer y tener este impulso de compra inmediato. Para ello deberemos agudizar nuestro ingenio, ser creativos y pensar qué productos podemos ofrecer dentro del catálogo derivados de la compra original.

4. La simpleza del buen gusto. El diseño de nuestra tienda online es una parte fundamental que ayudará a aumentar las ventas de nuestro ecommerce. Se recomienda un diseño claro, sencillo, conciso. Que el cliente no se pierda entre parafernalias y que le suponga una navegación fácil y sencilla. Imágenes grandes, claras y atractivas con detalles de los productos y un texto explicativo a modo de resumen. Las especificaciones y otras informaciones del producto se pueden agrupar en etiquetas.

5. Envío gratuito. El 61% de los consumidores son más propensos a cancelar su compra si no se les ofrece el envío gratuito. Está demostrado que los compradores gastan un 30% más por pedido, cuando tienen envío gratuito. Quizás haya veces que por cuestiones logísticas esto no sea del todo posible pero podemos incentivar la compra, permitiendo el envío gratuito por compras superiores a una determinada cantidad.

6. Tener un apartado de preguntas frecuentes, generará más confianza al consumidor a la hora de realizar una compra por Internet. Debemos dejar bien explicado toda la información referente a las condiciones de envío, datos de funcionamiento de la página electrónica, nuestro contacto, así como información acerca la empresa.

7. Integrar nuestra tienda online en medios sociales. Tener la opción de compartir enlaces, productos o cualquier tipo de información interesante en Facebook, Instagram, Pinterest, Twitter, correo electrónico, etc. La interactividad y el poder viral es una cuestión muy importante que puede ayudarnos a aumentar las ventas de nuestro ecommerce.

Ahora ya sabes qué siete claves tienes que tener en cuenta a la hora de crear una tienda online. Así que… ¡manos a la obra!

Feliz día.